Tratamiento de insectos de la cápside: manejo de los insectos de la cápside en los jardines

Tratamiento de insectos de la cápside: manejo de los insectos de la cápside en los jardines

Por: Bonnie L. Grant, agricultor urbano certificado

Los pequeños orificios de los pernos en las hojas, los bordes andrajosos y la fruta corchosa y llena de baches pueden ser una indicación del comportamiento del insecto de la cápside. ¿Qué es un error de cápside? Es una plaga de muchas plantas ornamentales y fructíferas. Hay cuatro tipos principales de cápside, cada uno de los cuales se centra en especies de plantas específicas como hospedadores. Los insectos se alimentan de la savia de las plantas y el daño es más común en las puntas de las plantas en las plantas leñosas o herbáceas. El control temprano de la cápside es esencial para preservar el follaje y la fruta de sus árboles y arbustos.

¿Qué es un insecto de la cápside?

Existe una gran cantidad de plagas que pueden dañar sus plantas. El daño de la cápside generalmente no es mortal, pero puede reducir seriamente la belleza de sus plantas y hacer que la fruta sea corchosa y áspera. El ciclo de vida de la cápside se extiende desde la larva hasta la ninfa y el adulto. Estos insectos hibernan en material vegetal o en árboles y arbustos. La actividad de alimentación está en su punto máximo de abril a mayo para las ninfas y junio y julio como adultos.

Si alguna vez ha visto pequeños insectos verdes brillantes parecidos a escarabajos en sus manzanas, rosas, papas, frijoles, dalias y otras plantas, podrían ser insectos de la cápside. Estos insectos miden menos de una fracción de pulgada de largo, son de color verde botella y cuando doblan las alas tienen un patrón de diamante distintivo en la espalda.

Los insectos se alimentan de la savia de las plantas y el daño es causado por una toxina que inyectan en los tejidos de las plantas, que mata las células de esa zona. Principalmente, los brotes jóvenes y los cogollos tiernos se ven afectados, pero también pueden dañar el material maduro. No siempre es necesario implementar el control de insectos de la cápside a menos que el insecto esté dañando los cultivos alimentarios. La mayor parte de su actividad de alimentación es mínima y solo se producen daños cosméticos.

Síntomas del insecto de la cápside

El ciclo de vida del insecto de la cápside es de un año. La mayoría de las variedades hibernan como adultas en la hojarasca y luego ponen huevos en mayo. La cápside de la manzana pasa el invierno como huevos en la corteza de los manzanos y comienza a alimentarse cuando nacen en primavera. Estos insectos se alimentan inicialmente de las hojas y luego se mueven hacia los brotes y la fruta en desarrollo. El follaje y los frutos tendrán áreas ásperas marrones que son huecas y tienden a rasgarse en los bordes. Las frutas se vuelven callosas y duras en algunas partes, pero aún son comestibles.

Se produce una segunda generación de todos los insectos de la cápside, excepto con la cápside de la manzana. Es la segunda generación la que suele ser la más dañina. Por esta razón, el manejo de los insectos de la cápside debe ocurrir hasta bien entrada la temporada de crecimiento para minimizar el daño a las frutas tardías y otros cultivos.

Tratamiento de insectos de la cápside

Si solo se observa un daño mínimo, no es necesario hacer más que mantener limpias las hojas caídas y la materia vegetal para evitar que la cápside se esconda.

El tratamiento de insectos de la cápside para plantas muy dañadas debe realizarse con un pesticida a base de piretrina, que es natural y seguro de usar en el paisaje del hogar. Espere a rociar las plantas con flores hasta que se agoten las flores. Estos tipos de pesticidas requieren una pulverización más frecuente que los sintéticos.

En infestaciones graves, se recomienda el manejo de las chinches de la cápside con fórmulas que contengan tiacloprid, deltametrina o lambda-cihalotrina. Los manzanos y perales pueden tratarse con cualquiera de estas fórmulas después de que las flores hayan caído.

En la mayoría de los casos, sin embargo, los productos químicos no son necesarios y los insectos ya se habrán movido.

Este artículo se actualizó por última vez el


Problemas espinosos: ¿por qué mis fucsias no florecen?

Helen Yemm resuelve las consultas de jardinería de los lectores. Esta semana: mantener las fucsias en buen estado

En los últimos años mis fucsias han florecido mal. En caso de que esto haya sido causado por un insecto de la cápside, he sido diligente antes de que las plantas comiencen a brotar: limpiando las hojas caídas y los trozos y pedazos, incluso llevando un recogedor y un cepillo al trabajo. Leí un artículo reciente que advirtió a los jardineros sobre una nueva plaga que afecta a las fucsias, pero no dio ni una descripción ni una ilustración de lo que debemos buscar. ¿Podrías iluminarnos?

Julie Johannessen, Coventry

Parece que los artículos aterradores sobre nuevos problemas de jardinería, como los relacionados con problemas de salud, están con nosotros para quedarse. Esta “nueva” plaga fucsia se llama ácaro de la agalla fucsia y ha estado en el Reino Unido continental durante varios años; se detectó por primera vez en las Islas del Canal, desde donde se presume que se propagó a las plantas afectadas a algunos condados del sur. La RHS ha estado respondiendo consultas al respecto desde 2007.

El ácaro microscópico es un chupador de savia que se alimenta de las puntas de los brotes, al mismo tiempo que segrega sustancias que distorsionan y dañan los cogollos en desarrollo. Aparece un crecimiento marrón, amarillento y muy distorsionado (en la imagen, recuadro) donde se esperaría que estuvieran las hojas jóvenes y los capullos de flores prístinos. Este daño es diferente de las puntas de los brotes arrugadas y con puntos negros después de un ataque de insecto de la cápside. Estos ácaros de las agallas son específicos de las fucsias: las chinches de la cápside no lo son.

No hay ningún producto químico disponible para los jardineros que pueda defenderse o controlar de manera confiable esta plaga, pero aún podría cortarse de raíz si las plantas afectadas tienen todos los brotes dañados cortados tan pronto como se sospecha de infestación. O mejor aún, si las plantas afectadas se destruyen por completo. Si bien pueden producir varias generaciones en una sola temporada de crecimiento, los ácaros de las agallas no sobreviven a las heladas. A medida que se propaguen hacia el norte, es probable que se conviertan en un problema real en los jardines protegidos de la ciudad y en las tiernas plantas cultivadas en invernaderos. Algunas fucsias parecen tener mejores resultados que otras. Por ejemplo, F. magellanica (de flores delgadas, que se usa a menudo para setos) es más resistente al ácaro de la agalla, mientras que la popular 'Mrs Popple' de flores hinchadas sucumbe más fácilmente.

Limpiar los escombros de la poda, las hojas caídas, etcétera y, en general, manejar un barco estrecho es un buen hábito de jardinería para desarrollar, y realmente ayuda en la batalla contra plagas y enfermedades. Es posible que sus fucsias hayan sido atacadas por insectos de la cápside en lugar de esta nueva plaga. No sé cuánto tiempo podré recomendar un spray preventivo de primavera con Ultimate Bug Killer (al anochecer cuando las abejas están inactivas y nunca en plantas en flor). Pero junto con la vigilancia y el rápido recorte de las puntas de los brotes sospechosos, esa ha sido mi propia defensa contra las cápsides en mi jardín.

Siempre se pueden encontrar imágenes útiles del daño causado por las plagas de las plantas en el fácil de navegar Sitio web de RHS.

Mi Prunus x subhirtella 'Autumnalis' se vio afectado por algún tipo de enfermedad en 2011. Muchos tallos se aplanaron, curvaron y distorsionaron. Todas las búsquedas en Internet de causas y soluciones resultaron infructuosas, por lo que le pedí a mi hijo que quitara las ramas, lo que, lamentablemente, ha estropeado bastante el aspecto del árbol. El problema parece ser recurrente, aunque actualmente el árbol está floreciendo bastante bien. Ahora asumo que la distorsión es el resultado de la poda, aunque otros árboles tratados de manera similar parecen estar bien. ¿Puede arrojar alguna luz útil sobre el problema?

Valerie Heavey, por correo electrónico

Su prunus padece una afección a la que se sabe que es particularmente susceptible, llamada fasciación. Esta no es una enfermedad como tal, de ahí mi uso más bien vago de la palabra "condición". Las causas de la fasciación no se comprenden completamente, pero se supone que se trata de daños a las yemas en sus primeras etapas de desarrollo, ya sea por el ataque de plagas, el clima, posiblemente una infección bacteriana o incluso un daño químico.

Este problema es más irritante que realmente problemático, con lo que quiero decir que el árbol no sufrirá (como usted dice, el suyo continúa produciendo una abundancia de bonitas flores de invierno). Sin embargo, será difícil mantenerlo como una característica ornamental bien formada del jardín debido a la naturaleza bastante aleatoria de la poda que siempre tendrá que hacer para eliminar las partes antiestéticas. Forsythia es otra planta que comúnmente tiende a desarrollar tallos distorsionados de manera similar y grupos extraños con nudos en sus ramas ramitas, por la misma razón.

Algunas plantas herbáceas (los delfinios, verbascums y dedalera son las más comunes), también tienen una tendencia a desarrollar tallos fasciados aplanados o fusionados, y a menudo me envían imágenes de cosas raras en el verano, los propietarios suponen con bastante entusiasmo que han adquirido o criado algo raro y especial. Dichos vástagos pueden simplemente cortarse y los reemplazos se desarrollarán normalmente.

Curiosamente, muchas otras malformaciones naturales del tallo son consideradas atractivas y deliberadamente perpetuadas por la propagación, de ahí las conocidas variedades de avellana y sauce "retorcidas".

¿Tiene algún consejo sobre el cultivo de berros? No tengo un arroyo en mi jardín, pero ¿es posible cultivarlo sin uno? Disfruto mucho de los berros, pero hasta ahora no he podido cultivarlos con éxito a partir de semillas.

Joann Murray, Torneo de Eastbourne

BerroCapuchina microphyllum y N. officinale - nada que ver con las "capuchinas" de jardín, que se llaman propiamente Tropaeolum) es una planta acuática nativa herbácea, resistente y de expansión vigorosa que se encuentra generalmente en cursos de agua calcáreos. Se nos disuade de arrancar y comer los brotes picantes, ricos en vitamina C y hierro, de los arroyos del campo porque la planta puede contaminarse de manera invisible con el parásito hepático.

La forma más sencilla de cultivarlo en casa es hacerlo en un estanque de jardín. La primavera pasada simplemente compré un montón de berros tradicionales en una tienda de verduras orgánicas. Por “tradicional” me refiero a un manojo de tallos con bandas de goma, cada uno de los cuales luce pequeñas raíces blancas, no una bolsa limpia y lavada de pequeñas puntas de brotes verdes. Simplemente me quité la goma elástica y arrojé el berro al agua. Todo parecía un poco desordenado por un tiempo, pero después de una semana, el berro se solucionó y comenzó a producir muchos brotes verticales nuevos. Ha florecido desde entonces, y arrancarlo cada pocos días casi mantiene bajo control su crecimiento. Delicioso.

Hay otro lado positivo del cultivo de berros en su estanque: realmente parece frenar el crecimiento de algas, tanto las cosas filamentosas (maleza manta) como las que simplemente causan agua verde. Esto es particularmente útil si un estanque tiene que ser llenado de vez en cuando con agua del grifo calcárea. No es algo que haya sido necesario durante los últimos nueve meses, por supuesto.

Si realmente desea pasar por el molino (de agua), por así decirlo, puede cultivar berros a partir de semillas, incluso en una jardinera. La clave es mantener el abono constantemente empapado.

Sheryl Pope me pide que le recuerde dónde conseguir los fantásticos calcetines para jardineros que le recomendé hace unas semanas. Están hechos de lana de cabra y no son solo para jardineros, por supuesto, sino para escritores de jardines y cualquier persona que tenga los pies pegados firmemente debajo de un escritorio durante una semana particularmente helada. Vienen de una empresa de Herefordshire, Wigglers Wiggly (01981 500391), que vende todo tipo de productos de jardinería, incluidos, como era de esperar, gusanos.


Errores de la cápside

Reconozca y prevenga el daño a las plantas causado por las chinches de la cápside, con la ayuda de nuestra guía.

Publicado: viernes, 1 de marzo de 2019 a las 3:00 pm

No es hora de actuar en enero

No es hora de actuar en febrero

No es hora de actuar en septiembre

No es hora de actuar en octubre

No es hora de actuar en noviembre

No es hora de actuar en diciembre

Las chinches de la cápside son plagas que se alimentan de savia. Los adultos de 6 mm de largo varían en color de verde a marrón rojizo, dependiendo de la especie. Busque la forma distintiva del diamante cuando sus alas estén dobladas. Cuando se alimentan, liberan una saliva tóxica que mata pequeñas áreas del tejido de las hojas, causando manchas marrones muertas. A medida que la hoja crece, estas áreas se desgarran provocando una multitud de pequeños agujeros. En las manzanas, dejan protuberancias elevadas y manchas de costras.


Prevención de plagas de jardín de primavera y verano

Así como cada planta tiene una temporada de crecimiento e instrucciones específicas, muchas plagas también tienen una temporada excelente, pero a menudo se pueden controlar con medidas cuidadosamente seleccionadas. Deshágase de los problemas de insectos en su jardín, siga los siguientes pasos antes de plantar, luego controles específicos durante cada temporada.

Tome medidas preventivas

La prevención de los insectos del jardín durante la temporada de crecimiento comienza al final de la temporada de crecimiento anterior con una limpieza a fondo. Limpia y friega el invernadero y lava las macetas y jardineras que planeas reutilizar. Esto también ayudará a prevenir enfermedades recurrentes de las plantas.

Comience el jardín con un suelo sano, limpio y bien equilibrado. El suelo débil deja las plantas vulnerables a los insectos. Haga que los jardineros maestros locales y los agentes de extensión cooperativa analicen su suelo y le digan qué elementos pueden faltar o son excesivamente abundantes. También planifique rotar su huerto para disuadir a los insectos y enfermedades específicos de las plantas.

Después de comenzar el jardín, use los siguientes controles en cada temporada para hacer frente a las plagas destructivas. Por supuesto, la primavera es el momento más importante para prevenir la mayoría de las infestaciones, pero tanto los daños como las medidas preventivas pueden continuar durante la temporada de crecimiento.

Prevenir las plagas primaverales

  • Plante aliso y trigo sarraceno para atraer insectos beneficiosos. Las mariquitas, crisopas, moscas flotantes, avispas de papel y otros insectos se sienten atraídos por estas plantas y vivirán cerca de estas plantas mientras se alimentan de plagas peligrosas.
  • Ataque a los barrenadores del iris a principios de la primavera antes de que causen un daño importante e irreversible en el iris. Los pesticidas como Orthene o Bulls-Eye deben usarse cuando los huevos del barrenador del iris están eclosionando.

Ataque también a los gusanos aftas en los olmos y manzanos en la primavera, cuando miden menos de media pulgada de largo. Se recomienda BT como la opción de pesticida menos tóxica.

Los gusanos de la col y la cebolla ponen huevos en mayo, y se pueden frustrar con una cubierta flotante en hileras de coles y cebollas, así como de plantas de brócoli, rábano y nabo.

Recoja y destruya los escarabajos de los espárragos cuando los espárragos comiencen a crecer, antes de que se propaguen y dañen gravemente las plantas.

  • Quite la telaraña sedosa de las orugas de las tiendas del este en mayo, ya que comienzan a aparecer y se quedan pequeñas.
  • Prevenir las plagas de principios de verano

      Plante cilantro, eneldo, milenrama y trigo sarraceno para atraer insectos beneficiosos.

    En particular, los pulgones son la comida favorita de las larvas de crisopa verde y de las mariquitas tanto larvales como adultas. Tanto las crisopas como las mariquitas, disponibles comercialmente, se reproducen rápidamente en verano, produciendo muchos comedores de pulgones. Las crisopas también comen ácaros y saltahojas, mientras que las mariquitas comen ácaros, cochinillas y otras plagas también. También puede disuadir a los pulgones con hierbabuena, ajo y caléndulas francesas. Estos últimos atraen a las moscas flotantes, otro depredador del pulgón.

    Comience a revisar la parte inferior de las hojas de repollo y las hojas de plantas similares en busca de larvas de oruga de repollo. Retírelos antes de que se conviertan en polillas de la col, que se entierran en las coles y las matan.

    También verifique si hay minadores de hojas de apio y elimine las larvas antes de que infesten toda la cosecha.

    Plante zanahorias en junio, que ya pasó la temporada de puesta de huevos de la destructiva mosca de la zanahoria. Estas plagas son virtualmente imposibles de destruir después de que comienza la infestación. Plantar cebollas junto a las zanahorias también puede ayudar a disuadir a las moscas de la zanahoria, ya que las cebollas picantes pueden enmascarar el olor de las zanahorias.

  • Los gusanos de bolsa devastan los árboles de enebro, abeto, pino y cedro, y es mejor controlarlos con una amplia gama de insecticidas específicos a principios de junio, mientras las larvas aún son pequeñas.
  • Prevenga las plagas a fines del verano

      Plante cilantro, eneldo, Susans de ojos negros y girasoles enanos para atraer insectos beneficiosos.

  • Para combatir los ácaros rojos, anime a las chinches de la cápside de rodillas negras a que pongan huevos en los manzanos desde mediados del verano hasta principios del otoño. Tanto las ninfas de la cápside como los adultos pueden comer una cantidad significativa de arañas rojas cada día.
  • Prevenir las plagas de otoño

    • Plante alyssum, trigo sarraceno y girasoles enanos para atraer insectos beneficiosos.
    • Las larvas del césped pueden ser activas y peligrosas en el otoño, pero pueden controlarse con insecticidas carbaril o triclorfón.

    Esta no es una lista completa de insectos de jardín para cada temporada. Consulte a los jardineros maestros locales y las oficinas de extensión cooperativa si tiene preguntas e inquietudes específicas. O contrate a un paisajista calificado y experimentado para que se encargue del control de plagas en su jardín.

    Fuentes: Extensión Cooperativa de la Universidad de Minnesota

    “El especialista en plagas y enfermedades del jardín” por David Squire, 2007, New Holland Publishers


    Muchas de las hojas de algunos de mis arbustos tienen pequeños agujeros irregulares y roturas. Los bordes alrededor de los agujeros son siempre ligeramente marrones, como si estuvieran muertos justo en ese punto. De lo contrario, las plantas parecen sanas y no he visto nada en las hojas. ¿Este daño se debe al clima cálido? Si no es así, ¿qué ha causado esto?

    Suena muy parecido al daño de la cápside. Estas criaturas chupan la savia al principio de la temporada, cuando las hojas recién se están desplegando. Hacen pequeños agujeros en el tejido de la hoja, demasiado pequeños para ser notados. A medida que la hoja crece y se estira, los agujeros se hacen más grandes y se rompen. Lo que está viendo ahora es el resultado de este daño inicial. Los bordes marrones rodean el lugar donde la cápside atravesó la hoja y mató algunas células. No hay nada que hacer al respecto. Las plantas no morirán y el próximo año el problema podría no ser tan grave.

    Anime a las aves a alimentarse cerca de los arbustos colgando grasa y bolsas de nueces de las ramas en invierno. Si el daño es extenso, arregle debajo de los arbustos durante el invierno, rastrille la hojarasca y elimine cualquier resto de plantas, exponiendo las plagas a los depredadores.


    Errores de la cápside

    Dos de los mas comunes bichos de la cápside son Lygocoris pabulinus ("Cápside verde común") y Lygus rugulipennis ("Insecto vegetal europeo deslustrado")
    Agregue una definición a este término
    Regrese a la página de inicio de Gardenology.

    ERRORES CAPSID
    No es un problema demasiado grave, pero puede causar marcas e imperfecciones en la fruta. Rocíe con Permetrina una vez que hayan caído los pétalos.
    ZANAHORIA MOSCA.

    Errores de la cápside también atacan Dalias y Crisantemos. Las salvias también son sus favoritas junto con muchas otras plantas con flores. Las hojas afectadas se manchan y, a medida que crecen, las manchas se convierten en pequeños agujeros irregulares con bordes marrones. El follaje eventualmente se arruga y pierde su forma.

    Tratamiento de insectos de la cápside - Manejo

    En jardines
    Los insectos de la cápside se alimentan de la savia de las plantas y el daño es más común en las puntas de las plantas en plantas leñosas o herbáceas. El control temprano de la cápside es esencial para preservar el follaje y la fruta de sus árboles y arbustos. Este artículo te ayudará con eso.
    Lee mas.

    Son susceptibles a los pulgones y

    y afectado por la roya de la malvarrosa, desfigurando las hojas.
    HOLLYHOCK DE UN VISTAZO
    Nombre latino
    Alcea rosea
    Tipo
    Herbácea perenne
    Cuidado
    Crece a pleno sol, resistente a la sequía.
    Plagas y enfermedades.

    Se sentirá aliviado al leer que la imagen adjunta me mostró que esto es simplemente una infestación severa de

    que es, con un poco de persistencia, tratable.


    Errores para el control biológico de los pulgones

    ¿Cuáles son los errores (heterópteros)?

    Los insectos del suborden Heteroptera a menudo se denominan "insectos de plantas". Incluyen aproximadamente 42.000 especies diferentes en un total de 90 familias. A menudo están aplanadas dorso-ventralmente y por lo general tienen dos pares de alas. Las alas anteriores son en parte gruesas y protectoras y en parte membranosas, sus puntas se superponen en reposo. Las alas traseras suelen ser completamente membranosas. Tienen un escutelo triangular prominente que apunta hacia atrás que se encuentra en la base de las alas plegadas. Algunas especies de Heteroptera no tienen alas o tienen alas muy reducidas (= braquiptero). Las piezas bucales son para perforar y chupar, y las antenas tienen 4-5 segmentos.

    Los heteroptera experimentan una metamorfosis incompleta (o gradual) sin etapa de pupa. Se reproducen a través de huevos producidos sexualmente (vea la primera imagen a continuación de los huevos puestos por el insecto escudo Palomena prasina). Las chinches de escudo son inusuales entre los insectos, ya que muestran el cuidado de los padres, por lo general permanecen con los huevos hasta después de que nacen para protegerlos de los depredadores.

    Los inmaduros sin alas (ninfas) se parecen a los adultos, y las almohadillas de las alas se hacen más grandes en sucesivas mudas. La segunda imagen de arriba muestra una ninfa de estadio final de un insecto escudo, Elasmucha grisea.

    ¿Son útiles o perjudiciales?

    La mayoría de los insectos verdaderos se alimentan de plantas y algunos son plagas importantes, como el insecto de la planta deslustrado. Lygus lineolaris (vea la primera imagen a continuación): un mírido que se alimenta de una amplia gama de cultivos de importancia económica en América del Norte.

    Primera imagen de arriba: una plaga de insectos, Lygus lineolaris, (error de planta empañado) copyright Judy Gallagher bajo una licencia Creative Commons Attribution 2.0 Generic.
    Segunda imagen de arriba: un error beneficioso, Anthocoris nemorum (diminuto error pirata).

    No todos los insectos heterópteros se alimentan de plantas. Algunas familias incluyen especies que son parcial o totalmente depredadoras de otros artrópodos. En primer lugar, entre las familias de insectos depredadores de pulgones se encuentra el Anthocoridae (ver la segunda imagen de arriba). Estos insectos contribuyen al control biológico de pulgones y otras plagas de insectos. Tenga cuidado al manipular Heteroptera: muchas especies pueden provocar una mordedura dolorosa a los humanos. Además, la mayoría de las 130 o más especies de Triatominae (Reduviidae) son hematófagas (se alimentan de sangre). Los triatominos son responsables de la transmisión del parásito sanguíneo protozoario. Trypanosoma cruzi a humanos. Este es el agente causante de la enfermedad de Chagas, que prevalece en las Américas desde el sur de los Estados Unidos hasta el norte de Argentina.

    IDENTIFICACIÓN DE ERRORES

    Las tres familias más grandes de Heteroptera son Miridae (chinches de plantas), Lygaeidae (chinches de semillas) y Pentatomidae (chinches apestosas). Los Pentatomidae se agrupan junto con otras 14 familias en una superfamilia Pentamoidea, cuyos miembros se conocen como insectos escudo. La mayoría de las especies de insectos en estas tres familias se alimentan de plantas, pero algunas (principalmente en Miridae) son parcial o totalmente depredadoras y pueden ser importantes para el control biológico de pulgones y otras plagas. Algunas familias de heterópteros comprenden solo especies predatorias o hematófagas. Algunos de estos, como Gerridae y Notonectidae, son acuáticos y no nos conciernen aquí. Pero cuatro grupos terrestres - los Anthocoridae (chinches piratas diminutos), Nabidae (chinches de damisela), Phymatidae (chinches de emboscada) y Reduviidae (chinches asesinas) - incluyen especies que preceden a los pulgones en mayor o menor medida.

    Anthocoridae (insectos de las flores, insectos piratas diminutos)

    Los insectos antocóridos son insectos pequeños, alargados-ovalados, aplanados, a menudo estampados en marrón, blanco y negro. Los antocóridos adultos tienen dos ocelos en la cabeza, lo que los distingue de los míridos. Tienen una tribuna de 3 segmentos que perfora y chupa formada a partir del labio que se usa para inyectar a la presa con enzimas digestivas y para succionar la comida. Las alas anteriores, conocidas como hemelytra, tienen la parte proximal esclerotizada y la parte distal membranosa, con un cuneus (una sección en forma de cuña al final del hemelytra) y una embolia (una tira a lo largo del borde delantero del hemelytra). ). Las alas traseras son membranosas. Los antocóridos se encuentran en la superficie de las plantas que se alimentan de pulgones u otros artrópodos de cuerpo blando, y en hábitats crípticos como el interior de las agallas de los pulgones. Las diversas especies del género Anthocoris puede ser muy difícil diferenciarlos.

    Anthocoris nemoralis

    Adulto Anthocoris nemoralis miden 3,5-4 mm de largo. Los segmentos de la antena I, III y IV suelen ser oscuros, con solo el segmento II de la antena pálida en la base (ver dos imágenes a continuación) (cf. Anthocoris nemorum que tiene segmentos II y III principalmente pálidos con ápices oscuros). El pronoto es negro y las alas anteriores son brillantes solo en el cuneo y el émbolo, y en el ápice del corion). Las alas delanteras de Anthocoris nemoralis están más oscuramente marcadas que en Anthocoris nemorum y la mancha oscura en la membrana del ala no se parece a un reloj de arena. Los fémures son de color marrón anaranjado pero con una mancha oscura especialmente en las patas traseras (cf. Anthocoris confusus que tienen fémures muy oscuros).

    Primera imagen sobre derechos de autor de Mick Talbot bajo una licencia Creative Commons Attribution 2.0 Generic.
    Segunda imagen sobre los derechos de autor de B.J. Schoenmakers bajo una Dedicación de dominio público universal CC0 1.0.

    Anthocoris nemoralis se encuentra principalmente en los árboles, en contraste con el bastante similar Anthocoris nemorum que se encuentra principalmente en vegetación herbácea. Se considera un importante agente de control biológico contra el psílido de la pera, Cacopsylla pyricola. Los depredadores son atraídos por los volátiles de las plantas inducidos por los psílidos hacia las hojas de pera que están infestadas y dañadas por los psílidos. Ahí la hembra Anthocoris nemoralis pone un promedio de 140 huevos. Este antocórido también se alimenta de varias especies de pulgones y se muestra prometedor para el control de pulgones en invernaderos. Anthocoris nemoralis se encuentra de forma natural en Europa y Oriente Medio, y se ha introducido en América del Norte.

    Anthocoris nemorum

    Adulto Anthocoris nemorum (ver las dos primeras imágenes a continuación) tienen una longitud de 3-4 mm. Los segmentos antenales I y IV suelen ser oscuros, mientras que los segmentos II y III son principalmente pálidos con ápices oscuros (cf. Anthocoris nemoralis y Anthocoris confusus que tienen solo el segmento II antenal pálido en la base). La Anthocoris nemorum el pronoto es negro y las alas delanteras son completamente reflectantes (esto no siempre se muestra en las fotos). Hay una mancha oscura en la membrana del ala que típicamente tiene la forma de un reloj de arena. Las patas son de color marrón anaranjado a menudo con una mancha oscura en el extremo proximal de cada tibia y una mancha oscura en cada fémur, especialmente en las patas traseras.

    Inmaduro Anthocoris nemorum son de color marrón o marrón rojizo: la tercera imagen de arriba muestra un antocórido inmaduro.

    Anthocoris nemorum se encuentra principalmente en vegetación baja en lugar de árboles, y es especialmente común en ortigas (cf. Anthocoris nemoralis y Anthocoris confusus que se encuentran principalmente en árboles). Anthocoris nemorum es un depredador voraz de pulgones y otros insectos pequeños, y ha sido considerado como un agente potencial para el control biológico de pulgones, por ejemplo, el pulgón de la ciruela damascena (Phorodon humuli) y del psílido de la pera (Cacopsylla pyri). Los antocóridos también pueden chupar jugos de plantas, pero no pueden crecer ni reproducirse con una dieta puramente vegetal. La especie tiene una amplia distribución que se extiende desde Europa a lo largo de la zona Paleártica hasta China.

    Miridae (insectos Mirid)

    Los insectos mirid son insectos de tamaño pequeño a mediano, de aspecto bastante delicado, generalmente ovalados o alargados y de colores muy variados. Al igual que los antocóridos, tienen una tribuna que perfora y succiona, pero tiene cuatro segmentos en lugar de tres. Las alas anteriores tienen un cuneo y un émbolo. La mayoría de las más de 6000 especies de chinches míridos viven de los jugos de las plantas y pueden ser importantes plagas agrícolas. Pero varias especies complementan su dieta vegetal con presas de insectos o ácaros, y algunas especies son principalmente depredadoras. Solo cubrimos las especies de míridos que se sabe que toman pulgones como parte de su dieta.

    Atractotomus magnicornis

    Atractotomus Las especies son pequeños insectos negros o rojo-marrón oscuro. Los adultos se caracterizan por tener la superficie dorsal cubierta de pelos dorados o plateados aplanados, y por tener el segundo segmento antenal fuertemente engrosado en uno o ambos sexos. Atractotomus magnicornis tiene el primer segmento antenal aproximadamente cilíndrico (cf. Atractotomus mali que tiene el primer segmento antenal casi triangular y vive en espino) (cf. Atractotomus parvulus que tiene un segundo segmento antenal ligeramente más corto y vive en pino silvestre).

    Atractomus magnicornis es zoofófago, se alimenta de la picea de Noruega (y con menos frecuencia de una amplia gama de otras coníferas) y se alimenta de pulgones y otros insectos pequeños. También lo hemos registrado como mordedura de hombres. Se distribuye por toda Europa.

    Atractotomus mali (Insecto marrón de la manzana)

    Atractotomus Las especies son pequeños insectos negros o rojo-marrón oscuro. Se caracterizan por tener la superficie dorsal cubierta de pelos dorados o plateados aplanados, y por tener el segundo segmento antenal fuertemente engrosado en uno o ambos sexos. Adultos de Atractotomus mali (ver la primera imagen a continuación) tienen el primer segmento de antena casi triangular (cf. Atractotomus magnicornis que tiene el primer segmento antenal aproximadamente cilíndrico y vive en abeto de Noruega) (cf. Atractotomus parvulus que tiene un segundo segmento antenal ligeramente más corto y vive en pino silvestre). Inmaduro Atractotomus mali (ver la segunda imagen a continuación) son de color rojo, con las partes delanteras más oscuras.

    Atractomus mali es zoofófago, se alimenta de espino y manzana, y se alimenta de pulgones y otros insectos pequeños. Se distribuye por toda Europa.

    Blepharidopterus angulatus (Cápside de rodillas negras)

    Adultos de Blepharidopterus angulatus son cápsides azul verdosas delgadas y de lados paralelos. Tienen manchas negras en los ángulos posteriores del pronoto y marcas amarillas variables en el escutelo y las alas anteriores. La longitud del primer segmento antenal es aproximadamente igual al ancho de la cabeza. Tienen manchas negras en la base de las tibias bastante erizadas, las 'rodillas negras' en el nombre en inglés.

    Segunda imagen Copyright Skipper & Tolsgaard, Projekt Allearter, bajo una licencia internacional Creative Commons Attribution 4.0

    La cápside de rodillas negras se encuentra en muchos árboles de hoja caduca. Es polífago: se alimenta de jugos de plantas, pulgones, ácaros, otros insectos pequeños y melaza del pulgón. Esto último explica por qué a menudo se encuentran buscando en las hojas superiores de una planta cuando su presa generalmente se encuentra en la parte inferior. Se encuentra en toda Europa, la ex URSS, África del Norte y Canadá.

    Deraecoris lutescens

    Adulto Deraeocoris lutescens (=Deraeocoris punctulatus) suelen ser de color marrón anaranjado con márgenes negruzcos (véanse las imágenes a continuación). La membrana de hemelytron de Deraeocoris los insectos no tienen pelos, pero el resto de las alas anteriores tienen pelos finos y cortos. El escutelo tiene dos barras oscuras y, a diferencia del resto de la superficie dorsal, no está perforado. La longitud corporal adulta de los machos es de 3,8 a 4,3 mm y la de las hembras de 4,0 a 4,6 mm. Las larvas son de color verde grisáceo y están cubiertas de pelos negros truncados.

    Primera imagen, Copyright Entomart.Be, reproducida con permiso.
    Segunda imagen, Copyright C. Quintin, INPN reproducida, con permiso, bajo una licencia Creative Commons BY-NC-SA.

    Deraeocoris lutescens es zoófago y fitófago, es anterior a los pequeños invertebrados, incluidos los pulgones, y también explora las hojas de los árboles y algunas plantas herbáceas como las ortigas. Ocurre en el sur de Gran Bretaña y en el centro y sur de Europa.

    Deraeocoris ruber (Insecto de la planta de manchas rojas)

    El adulto Deraeocoris ruber es un error bastante ancho de tamaño mediano. La superficie dorsal es muy brillante y varía en color de rojo anaranjado a negro (vea las imágenes a continuación que muestran una variación de principalmente rojo a principalmente negro). El primer segmento antenal y al menos la base del segundo son negros. La longitud corporal del adulto varía de 6-8 mm. Las ninfas son de color rojo carmesí con un abdomen característicamente ancho con espinas negras.

    Deraeocoris ruber se encuentra en una variedad de hierbas, arbustos y árboles. Le gusta especialmente la ortiga común (Urtica dioica), que es donde se encontró en la primera de las imágenes de arriba. Se alimenta de ortigas y es depredador de pulgones y otros insectos pequeños. El insecto de la planta de manchas rojas se encuentra en toda la región holártica.

    Dicyphus pallidus

    Adultos de Dicyphus pallidus puede ser braquiptero o macroptero. La cabeza es pálida con manchas oscuras. El primer segmento de la antena es rojizo en el ápice, en lugar de ser muy rojo en todo. El segundo segmento antenal está como mucho ligeramente oscurecido en ambos extremos, pero no negruzco. Hay cerdas negras a lo largo de la parte inferior del fémur trasero. Nota: Inicialmente identificamos erróneamente las muestras que se muestran a continuación como posibles Dicyphus pallicornis, being unaware of the existence of Dicyphus pallidus in Britain.

    As of mid December 2018, British Bugs had no page on Dicyphus pallidus, albeit Nau (2010) reports its occurrence there, and Dicyphus pallidus is included in their British Heteroptera checklist (2017). Also NBN had no record of it and, for reasons unexplained, gave its "accepted name" as Dicyphus epilobii.

    Dicyphus pallidus is mainly found on hedge woundwort (Stachys sylvatica) . However, Munch (2013) notes that it is also often found associated with Macrolophus rubi on blackberry (Rubus), and the pictured mirid was found on bramble (Rubus fruticosus).

    Dryophilocoris flavoquadrimaculatus

    Adult Dryophilocoris flavoquadrimaculatus are always macropterous . The hemelytra are black with yellow markings . The posterior of the pronotum is strongly raised and the pronotum and forewings are covered with long fine erect hairs . The length of adult Dryophilocoris flavoquadrimaculatus is 6-7 mm.

    Adults can be found in May and June, especially on oak. Dryophilocoris flavoquadrimaculatus feeds on oak, aphids, Diptera, insect eggs and other Heteroptera (Psallus y Orthotylus) (Encyclopedia of Life).

    Grypocoris stysi

    Adults of Grypocoris stysi have a distinctive chequered pattern of light yellow-white areas and a more-or-less bright orange-yellow cuneus (see two pictures). The femora are blackish and the tibiae brown. Adult body length is 6-8 mm.

    Grypocoris stysi is found on nettles in woodland and especially on umbellifers. The bugs feed both on flower heads and on small invertebrates such as aphids, for example see the second image above. It is distributed throughout Europe.

    Harpocera thoracica (Oak catkin mirid bug)

    Adults of Harpocera thoracica are sexually dimorphic. Males (see first picture below) are more elongated, have longer tibiae and their second antennal segment is enlarged . The colour ranges from black, dark brown to orange to pale brown with the males usually darker than the females. The tips of the hemelytra are black, surrounded by white markings . The legs are brown or yellowish brown and the antennae are brown. Immatures are reddish and covered in dark hairs and with the two basal antennal segments thickened.

    Heterotoma planicornis

    The adult of Heterotoma planicornis is black with very unusual broad and flattened antennae (see picture below) extending forward from the head. The pronotum and hemelytra are black, sparsely covered with a mixture of dark and pale hairs. The femora are green and the tibiae are yellowish brown. The male body length is 4.6-5.3 mm and the female body length is 4.9-5.5 mm. Immature Heterotoma planicornis are reddish in colour and also have an enlarged second antennal segment.

    Heterotoma planicornis is zoophagous and phytophagous, feeding on various insects including psyllids and aphids, as well as spiders and mites, and numerous herbaceous plants and trees. Heterotoma planicornis is native to Europe, and has been introduced to the United States and New Zealand.

    Macrolophus pygmaeus

    Two species (Macrolophus pygmaeus y Macrolophus melanotoma) have been used for biological control in glasshouses, and several other related species (e.g. Macrolophus rubi) also occur in the wild. We give key characteristics for these species as well as for Macrolophus pygmaeus.

    Adult Macrolophus species are green and have a dark bar between each of the eyes and the pronotum (see first picture below). Macrolophus pygmaeus has the third antennal segment only about 1.75 times as long as the fourth (cf. Macrolophus rubi which has the third antennal segment at least twice as long as the fourth). The clavus is entirely green (cf. Macrolophus rubi which has a clear black mark at the apex of the clavus). The adult has the first antennal segment black (cf. Macrolophus melanotoma, formerly Macrolophus caliginosus, which usually has a white central band on that segment). The immatures of Macrolophus pygmaeus (see second picture below) have the first antennal segment a greenish brown. Note: There is considerable confusion in the literature between Macrolophus pygmaeus y Macrolophus melanotoma because the colour pattern on the first antennal segment does not always reliably differentiate the two species (Perdikis et al., 2003). We know of no studies directly comparing the biocontrol potential of each species. Since it is not always possible to know to which species the publication refers, we have included both species in our literature review.

    Both pictures above copyright Skipper & Tolsgaard (2013) under a Creative Commons Attribution 4.0 International License.

    Macrolophus pygmaeus is zoophagous and phytophagous. Its plant host is hedge woundwort (Stachys sylvatica), where it feeds on plant juices. Its animal prey comprise a variety of small invertebrates including aphids, whitefly, leaf miners, moth eggs and spider mites. When used for biocontrol in tomato crops in greenhouses, the most recent research indicates that the predator provides both 'services' for biocontrol of key pests, and 'disservices' as it feeds on the reproductive organs of tomato plants, reducing yield.

    Miris striatus (Fine-streaked bugkin)

    Adults of Miris striatus (see first picture below) have a cuneus that varies from yellow to orange-red , but is never black tipped (cf. Rhabdomiris striatellus, which has a black-tipped cuneus). The adult body length is 9-11 mm. The nymphs (second picture below) are ant-like with yellow markings and reddish brown legs.

    First picture above copyright Fritz Geller-Grimm under a CC BY-SA 3.0 licence.

    Miris striatus is usually found on oak or hawthorn and overwinters in the egg stage. It is reported to be largely predatory feeding on small insects such as aphids and the eggs and larvae of moths and beetles. It has also been recorded feeding on aphid honeydew (Wheeler, 2001).

    Phylus coryli

    Adult Phylus bugs are fairly long and slender . Phylus coryli has forewings that vary from light brown to black , with the cuneus usually (but not always) slightly reddish. The head is black. (cf. Phylus palliceps which has red to yellow-red forewings and a yellow to pale brown head) (cf. Phylus melanocephalus which has yellow to orange-red forewings and a dark brown or black head). Adult length is 4.5-5.5 mm.

    Phylus coryli is found on hazel (Corylus avellana) , whilst the related species Phylus palliceps y Phylus melanocephalus are found on oak (Quercus). All three species are zoophagous and phytophagous. Phylus coryli is widespread in Europe through to the Caucasus, but it missing from parts of southern Europe.

    Plagiognathus arbustorum

    The ground colour of adult Plagiognathus arbustorum varies from pale olive-green to light red-brown to almost black (see pictures), but the head and pronotum are usually dark . The dorsal surface of the thorax and forewings is covered in dark hairs . The green larvae can be distinguished when in the second and subsequent instars by the dark brown or black line on the front of the hind femora whilst the basal antennal segment is black in the later instars additional dark markings are present.

    Second image (dark form), Copyright S. Rae under a Creative Commons Attribution 2.0 Generic License

    Plagiognathus arbustorum is known to be both a plant feeder, especially on nettles (Urtica dioica), and a predator of small insects. The eggs are laid in the autumn and hatch in the following May. It is found in North America, most of Europe, and east to Siberia and Central Asia.

    Psallus ambiguus

    Psallus species are small mottled red, grey or dark brown bugs with the pronotum and forewings covered in scale like golden hairs and with the tibial spines arising from black spots . Psallus ambiguus is blackish-brown often with an orange-red suffusion over the cuneus (this seems to be especially the case in females). The first antennal segment is black the second segment is black in males, but partly pale over the basal half in females the third segment is pale in both sexes. It is one of the larger Psallus species with a body length of >4 mm.

    Psallus ambiguus is found on a range of deciduous trees including apple (Malus), hawthorn (Crataegus), sallow (Salix) and alder (Alnus). It is distributed throughout Europe, and is common in many areas. It is both phytophagous and zoophagous, and the nymphs probably need animal food to grow.

    Psallus varians

    Psallus species are small mottled red, grey or dark brown bugs with the pronotum and forewings covered in scale-like golden hairs and with the tibial spines arising from black spots . Adults of Psallus varians are difficult to separate from other Psallus species. Judging by the photos available of this species, they are often golden brown with an orange-red suffusion on the cuneus (see first picture below).

    Psallus varians is one of the most common Psallus species on beech (Fagus), although it is usually considered to be an oak (Quercus) specialist. It is also found on willows (Salix), birches (Betula), whitebeams (Sorbus), hazels (Corylus), alders (Alnus) , and ash (Fraxinus). They feed both on tree pollen and aphids. There have been more cases of man-biting with Psallus varians than with many others. In Germany in the summer of 2016 there was a swarming phenomenon and many people were bitten. The 'sting' can be painful, and puncture wounds were said to be inflamed.

    Tupiocoris rhododendri (Rhododendron mirid)

    Adults of Tupiocoris rhododendri have a distinctive white collar and dark pronotum . The first segment of the antennae is yellow , contrasting with the black second segment. The legs are yellow. The length of the adult is 4.0-5.0 mm.

    Tupiocoris rhododendri is phytophagous and zoophagous. Its foodplant is restricted to Rhododendron, but it also feeds on aphids and other small insects. It overwinters in the egg stage, with adults present from June to early August. It is native to the Nearctic zone, but has been introduced to Europe.

    Nabidae (Damsel bugs, Nabid bugs)

    Damsel bugs are small to medium-sized, slender bugs, usually light to dark brown or black with a four-segmented rostrum. The front femora are slightly enlarged and raptorial, being used to catch prey. There is a series of elongated cells around the front wing membrane. Some species are brachypterous (with reduced wings). Damsel bugs are often found in crops, where they are predacious on many types of soft bodied insects including aphids.

    Himacerus apterus (Tree damsel bug)

    The adult Himacerus apterus has rather short reddish-brown wings (see pictures below), not reaching beyond the 3rd or 4th abdominal segment (cf. the smaller Himacerus mirmicoides which has relatively longer wings extending over about three quarters of the abdomen). Himacerus apterus has a black connexivum with orange-red spots , clearly visible in both pictures below.

    As its English name indicates, Himacerus apterus is a tree-dwelling species on deciduous and, less commonly, on coniferous trees. It feeds on mites and various small insects including aphids. The tree damsel bug is found in most of Europe, and southern and central Asia. There are also historical records of it in Nova Scotia.

    Reduviidae (Assassin bugs, Reduvid bugs)

    Assassin bugs range in length from 4 to 40 mm. They have a short 3-segmented rostrum which fits into a ridged groove in the prosternum. The rostrum is used primarily for stabbing the prey, but is also rasped against the ridges to produce sound by stridulation. The head is typically constricted behind the eyes, giving it a neck-like appearance. Unlike the damsel bugs, the forelegs are not raptorial. The antennae are long and thin and are not clubbed. Most species prey on other arthropods, but those in the subfamily Triatominae are blood suckers, and can transmit a serious disease. Many species can inflict a painful bite to humans.

    Empicoris vagabundus (Common thread-legged assassin bug)

    Empicoris bugs are called 'thread legged' bugs on account of their long thin legs. The best distinguishing character of the genus is the curved rostrum (see pictures below). The front legs are raptorial for catching prey. Empicoris vagabundus has pale sides of the connexivum which distinguishes it from the, more common, Empicoris culiciformis and the, less common, Empicoris baerensprungi. The species is relatively large compared to other members of the genus at a length of 6-7 mm.

    Empicoris vagabundus is found on various deciduous and coniferous tree species, especially on dead leaves of those trees. It can also be found on lichens and webs of spiders, and of psocids, where it hunts and eats small Diptera and Homoptera including aphids. It is distributed throughout Europe.

    Acknowledgements

    For the heteropteran bugs we have used Southwood & Leston (1959) and British Bugs to aid in identification and for the key characteristics.

    For aphids we have made provisional identifications from high resolution photos of living specimens, along with host plant identity. In the great majority of cases, identifications have been confirmed by microscopic examination of preserved specimens. We have used the keys and sp accounts of Blackman & Eastop (1994) and Blackman & Eastop (2006) supplemented with Blackman (1974), Stroyan (1977), Stroyan (1984), Blackman & Eastop (1984), Heie (1980-1995), Dixon & Thieme (2007) and Blackman (2010). We fully acknowledge these authors as the source for the (summarized) taxonomic information we have presented. Any errors in identification or information are ours alone, and we would be very grateful for any corrections. For assistance on the terms used for aphid morphology we suggest the figure provided by Blackman & Eastop (2006).


    Removing Potato Bugs for Good

    Potato bugs are one of the most frustrating pests that you can encounter in your garden. Most chemical methods won’t work, and each adult continues to create more of these little evil bugs. Learning how to get rid of potato bugs is essential for any gardener. Remember that preventative measures are the most important to help avoid an infestation or to start one before it gets too bad. Potato bugs are no fun, but you can get control over them.


    Ver el vídeo: PONLE ESTO A TUS PLANTAS Y YA NO TENDRAS PLAGAS. POTENTE INSECTICIDA DE CENIZA.